Usuarios hacen ‘maromas’ para ir de un municipio a otro

Si trasladarse dentro de la ciudad era difícil por el ‘viacrucis’ que significa obtener efectivo, hacerlo en las rutas suburbanas lo es más. Algunos bancos mantienen un límite semanal de BsS 100 y los usuarios de las líneas suburbanas deben hacer ‘maromas’ para reunir los pasajes de los buses que los llevan, de un municipio, a otro vecino.

El pasaje en una línea suburbana puede oscilar entre 60 y 150 bolívares soberanos (600 mil y 1 millón 500 mil bolívares fuertes, respectivamente), dependerá de la distancia que la ruta tome y de los precios que cada una fije.

Esto ocurre en medio de una tarifa suburbana anunciada por el Ejecutivo en BsS 1,5 para rutas cortas y BsS 2 para las largas.

La secretaria de Transporte, Gladys Suárez, sostuvo que el trayecto será corto cuando no supere los 50 kilómetros.

La denuncia frecuente que hacen los usuarios es que los choferes de estas rutas que van de un municipio a otro “ya no aceptan los billetes de Bs. 100”. En su lugar solo reciben billetes del nuevo cono y monedas.

A pesar de ser dos localidades muy cercanas —tanto así que muchos piensan que son el mismo municipio— las vanes y los autobuses que van desde Maracaibo hasta la urbanización San Francisco, en el municipio del mismo nombre, tienen tarifas que, hasta el martes (18 de septiembre) cobraban BsS 2, pero los carritos a partir del día siguiente ya cobraban BsS 4 y después de las 5pm, puede ascender a BsS  6.

 

Para que los altagrenses puedan ir a Maracaibo, deben hacerlo vía terrestre porque “la lancha de Los Puertos está dañada desde hace unos cinco meses, y no hay otra. Yo lo que hago a veces es que me voy en ‘cola’ y me vengo igual. Hoy tuve que prestar efectivo para poder venir a Maracaibo en bus”, expresó Daniel Contreras.

Los buses que se dirigen a Los Puertos fijaron una tarifa en 10 bolívares soberanos, mientras que los carritos hacen lo propio por BsS 12.

 

En rutas que van hasta el municipio Mara, localidad también aledaña a la capital zuliana, sucede una “calamidad” similar. El alcalde de ese municipio, Luis Caldera, indicó que el miércoles (19 de septiembre), ejecutaron un operativo en el cual detuvieron 15 autobuses y carros por puesto “por violar el precio del pasaje”.

 

Las tarifas de los buses desde Maracaibo hasta la plaza de Mara, por kilometraje, deberían ubicarse en un precio no mayor a los BsS 2, según lo anunciado por la vicepresidencia de la República. Sin embargo, esos autobuses están cobrando 10 bolívares soberanos y el carrito hasta BsS 15.

“Para conseguir el efectivo y poder viajar, yo vendo tetas en mi casa. Es fuerte porque algunos lo están consiguiendo al 500% pa’ poder salir, y dijeron que iban a subir el pasaje. La cosa es el efectivo que no se consigue aquí”, expresó la mojanera Daniela Montiel.

Quien toma la ruta Maracaibo – Santa Rita, puede pagar montos que superen los BsS 6. “Los transportistas manifiestan que no consiguen el aceite y que los insumos están demasiados caros. Tenemos que buscar la solución”, aseveró Alenis Guerrero, alcalde de Santa Rita.

Los autobuses de la línea Cabimas fijaron en BsS 8, y si el pasajero desea ir en carro por puesto, cancelará BsS 12. Hasta Ciudad Ojeda, en autobús, el pasaje se disparó en BsS 10.

“Yo, por lo menos, cobré la pensión, la única forma para poder viajar. El resto tiene que pagar, raspar, esto es un desastre”, comentó Eugenio Olivera, usuario de la ruta Maracaibo-Cabimas.

Las unidades de La Concepción, que salen desde la terminal de pasajeros de Maracaibo, recorren la avenida La Limpia, están cobrando BsS 6 hasta La Concepción, capital del municipio Jesús Enrique Lossada, y un poco más si el pasajero llega hasta La Paz.

El alcalde de esa localidad, Junior Mujica, afirmó: “Los transportistas prácticamente rompieron el diálogo con nosotros. Nosotros no hemos autorizado este tipo de aumentos. Estamos trabajando en función de garantizar otras alternativas: BusLossada, en convenio con el Metro de Maracaibo”, que pasa a  formar parte del transporte público  y cobra BsS 0,50.

Agencias