Twitter, amenazas y caricaturas: la afilada campaña de Bolton contra Maduro

Una caricatura de Nicolás Maduro detrás de las rejas de Guantánamo decora la oficina de John Bolton en la Casa Blanca.

Es un producto directo de su agresiva campaña contra el presidente venezolano, que se libra a diario desde Twitter y tiene a los militares de Venezuela como principal destinatario.

“Guantanamero ¡Maduro Guantanamero!”, canta Bolton, el asesor de Seguridad Nacional del presidente de EE.UU., Donald Trump, mientras agita unas maracas decoradas con la bandera de su país y sueña con la imagen del mandatario venezolano vestido con un traje naranja, sacudiendo los barrotes de esa prisión estadounidense en Cuba.