Y sigue palo abajo

Continúan los duros golpes a nuestra economía.

Te puede interesar:Los cestatickets mensuales alcanzan sólo para un perro caliente y una malta